Sabemos que estar nutridos es fundamental para poder desarrollarnos y crecer de la mejor manera. Y es que la nutrición, no es otra cosa más que los procesos que nuestro cuerpo realiza para poder absorber los nutrientes que se encuentran en la comida y así poder hacer uso de ellos.

El problema de muchas personas radica en el momento en que no consumen los alimentos con el contenido nutricional necesario que su cuerpo requiere para poder funcionar bien. Hay muchas formas de estar nutrido, y si tomamos en cuenta que cada cuerpo es diferente y que nuestras tareas del diario son muy diferentes, cada persona podrá encontrar una manera diferente de nutrirse.

Aquí te presentamos algunos de los tipos de nutrición que existen:

  • Nutrición vegana: Las personas que buscan una nutrición vegana obtienen los nutrientes que su cuerpo necesita únicamente de alimentos que no son de origen animal, como las frutas, las verduras, las leguminosas o legumbres, los tubérculos, los cereales o los aceites vegetales. Comúnmente se asocia esta dieta con falta de proteínas, pero es sencillo obtenerlas si sabemos combinar los alimentos de manera correcta.
  • Nutrición Omnívora: Es el tipo de nutrición en el que obtenemos los nutrientes que necesitamos consumiendo todo tipo de alimentos, incluyendo aquellos de origen animal y vegetal. Lo recomendable en este tipo de dietas es equilibrar los alimentos de tal forma que no haya un exceso o deficiencia de algún u otro nutriente, absteniéndose en lo más posible de alimentos procesados con grasas nocivas y azúcares refinados.
  • Nutrición Fitness: Aquellas personas que buscan desarrollar su masa muscular deben de obtener los nutrientes que necesitan para funcionar de una serie de alimentos ricos en energía y proteínas. El problema es cuando se olvidan de consumir otro tipo de alimentos que les brinden nutrientes como vitaminas y minerales. Siempre tiene que ir acompañada de una rutina de ejercicio adecuada y constante.